Como ya hablamos en un blog anterior, la cocina es un espacio que debe ser capaz de cumplir varias funciones al mismo tiempo: cómoda, funcional, bonita… y todo esto a su vez atemporal, ya que es un espacio en el que el propietario del hogar se sienta a gusto y quiera pasar tiempo ahí.

La tendencia en estos últimos años es la decoración minimalista, es decir, en muchos casos que sea un espacio discreto no implica que sea un espacio que pase desapercibido, todo lo contrario, ‘’menos es más’’.

El minimalismo se caracteriza por usar pocos elementos, líneas rectas, colores neutros y sobre todo, claridad. Estas características tan sencillas dan la sensación de elegancia y modernidad. Puede que de las sensaciones más importantes que aporte este movimiento sea la idea de amplitud y limpieza.

A continuación, os presentamos una serie de cocinas que están marcando tendencia en los últimos años:

 

  • Cocina abierta a la zona de día

¿Qué quiere decir esto? Se busca una cocina que sea discreta camuflándose con el salón. Para ello, se opta por un color neutro que vaya acorde con el salón de forma que se mimeticen y se prescinde de usar armarios superiores. También se ocultan algunos electrodomésticos como puede ser la campana, ya que esto delata a una cocina.

 

  • Una cocina despejada y visualmente integrada

Una cocina minimalista es aquella que destaca por su funcionalidad y diseño, ya que debe estar diseñada de forma que el mobiliario este en sintonía con todo el conjunto del hogar.

 

  • El color también es indispensable para el minimalismo

El color que se nos viene a la mente cuando pensamos en el minimalismo, es el blanco. No debemos descartar otros colores, ya que, si son neutros o sobrios, siguen dando una visión de ligereza y elegancia.